María Luisa Sepúlveda, presidenta del directorio MMDH sobre la Comisión Valech: “Lo primero que falta es el reconocimiento de los responsables, que no hay ninguno” | Museo de la Memoria y los Derechos Humanos
María Luisa Sepúlveda, presidenta del directorio MMDH sobre la Comisión Valech: “Lo primero que falta es el reconocimiento de los responsables, que no hay ninguno”


María Luisa Sepúlveda se refirió a la controversia tras la propuesta de levantar el secreto del informe que guarda los crudos testimonios de quienes fueron torturados y asesinados durante la dictadura militar. En esa línea, aseguró categóricamente que el secreto no se relaciona con intensiones de impunidad y que fue una recomendación directa de Naciones Unidas.

Hace pocos días la Comisión de Comisión de Derechos Humanos de la Convención Constituyente presentó una iniciativa que propone levantar el secreto de la Comisión Valech, que entre otros antecedentes, resguarda los testimonios de las víctimas de la dictadura militar.

La propuesta generó controversia debido a las implicancias tras el acuerdo de silencio en torno a dichos testimonios. De hecho, el ex presidente Ricardo Lagos, cuyo Gobierno dispuso la creación de la instancia, criticó la iniciativa, asegurando que las personas que dieron sus declaraciones, lo hicieron contando con que no se develarían públicamente.

Al respecto se refirió la ex vicepresidenta de la Comisión Valech, María Luisa Sepúlveda, quien conversó con CNN Chile en torno a la sugerencia que se generó en la Convención Constitucional.

“El propósito del secreto y de esta reserva, es fundamentalmente resguardar la dignidad de las víctimas o de un número muy importante de ellos, que pidieron resguardo de sus antecedentes, porque algunas de las situaciones vividas no las habían comentado ni con sus seres queridos”, aseveró Sepúlveda.

En esa línea, la ex vicepresidenta de la comisión enfatizó en que no es partidaria de que se levante el secreto a nivel general: “yo en lo personal respeto la voluntad de cada víctima o de la familia de la víctima en caso de que esa víctima haya fallecido. Esa es mi postura”.

Sepúlveda también abordó las críticas en torno a las denuncias que se generaron en años anteriores por las propias víctimas, quienes acusaron al Instituto de Derechos Humanos, a cargo de la información, de generar dificultades y demoras excesivas en la entrega sus respectivas carpetas de antecedentes, cuando así lo requirieron.

Hay muchas cosas que no hemos hecho bien. Eso no debería haber tenido la demora que tuvo. Eso es revictimizar a las personas, a las familias. No era necesario, además que no habría tenido ningún efecto negativo si la persona quiere que su testimonio se conozca, obviamente que puede conocerse”, aseveró la directiva de la comisión.

María Luisa también se refirió a los motivos que impulsaron el acuerdo de mantener en reserva por 50 años los testimonios y antecedentes de las víctimas: “muchas personas que fueron a declarar, pidieron reserva de sus antecedentes y las personas que tomaban los testimonios se comprometían a que iban a ser reservados, desde los primeros días”.

En esa línea, Sepúlveda agregó que “nosotros pedimos asesoría a una experta de Naciones Unidas, para saber qué correspondía cuando habían testimonios de esa magnitud y nos recomendaron, que fue lo que nosotros pusimos en el informe, que hubiera reserva de los testimonios durante 30 años“.

Además, la ex vicepresidenta de la comitiva señaló que la extensión de 30 a 50 años de reserva, fue responsabilidad de un acuerdo entre el Ejecutivo y el Parlamento de la época, afirmando no estar al tanto de las razones de dicha determinación.

Sepúlveda además enfatizó en que el objetivo de la Comisión Valech respecto al secreto, no “tiene ni tuvo que ver con la impunidad”, asegurando que la idea de resguardar los testimonios se limitan exclusivamente a respetar la dignidad de las víctimas y no publicar los vejámenes a los que fueron sometidos.

Finalmente, la vicepresidenta de la instancia se refirió a las deudas de nuestro país en materia de verdad, reparación y justicia: “yo creo que lo primero que falta es el reconocimiento de los responsables, que no hay ninguno. O sea, qué hicieron y por qué lo hicieron, no hay. Todo lo que se ha avanzado en nivel de justicia, (…) ha sido por los testimonios de testigos, de otras víctimas, por el interés de algunos jueces, por el tesón de las familias, pero jamás se ha avanzado porque alguno de los autores haya entregado información que permita llegar a la verdad. Eso no puede ser”.

Fuente: CNN CHILE.



Source link

Otros contenidos que podrían ser de tu interés