meritbetmeritroyalbet girişmeritroyal betmadrid betelexusbetelexusbet giriş MMDH y el Centro Nacional de Memoria Histórica de Colombia continúan en el fortalecimiento de los DD.HH. y la memoria histórica | Museo de la Memoria y los Derechos Humanos
MMDH y el Centro Nacional de Memoria Histórica de Colombia continúan en el fortalecimiento de los DD.HH. y la memoria histórica

“Las alianzas con otras entidades, han permitido visibilizar la memoria histórica como uno de los puntos de convergencia en la agenda pública”, afirmó Kalia Ronderos.

Con motivo de la alianza interinstitucional entre la Agencia de Cooperación Internacional y Desarrollo de Chile (AGCID) y la Agencia Presidencial de Cooperación Internacional de Colombia (APC) –vigente desde 2014–, recibimos a Kalia Ronderos y Edwin Cubillos, pertenecientes al área de programación del Centro Nacional de Memoria Histórica (CNMH), quienes nos visitaron en el mes de agosto para continuar con el trabajo conjunto entre ambas instituciones y ser partícipes en la producción de actividades realizadas por el Museo como fueron el taller para los seleccionados del concurso Mala Memoria III y el encuentro Mi turbante, Mi historia.

Según su experiencia durante la estadía en el Museo, ¿qué posibilidades brinda este tipo de intercambios?
Estos intercambios resultan de gran valor para conocer las acciones y retos a los que los equipos de trabajo enfrentan en su cotidianidad, en el desarrollo y mantenimiento de un Museo de la Memoria. Poder entender las dinámicas de trabajo y relaciones dentro de las distintas áreas, nos permitieron comprender los puntos en común y los aprendizajes ya tenidos por Chile en el proceso de un museo en funcionamiento, lo cual nos dio herramientas para ajustar los distintos procesos que en nuestro equipo se encuentran en ejecución.

De otro lado, conocer las metodologías, procesos y proyectos organizados por producción y extensión, nos brindan un panorama del impacto y trabajo de públicos al que se enfrentará el Museo Nacional de Memoria (MNM) en Colombia en su momento de apertura. Sin embargo fue también gratificante comprender que muchas de las acciones que hemos llevado a cabo hasta hoy en el área de programación de Colombia, han sido acertadas y se nutren de esta experiencia.

¿Qué significó para ustedes poder participar en actividades como el taller de Mala Memoria III o Mi turbante, Mi historia?
Resultó muy enriquecedor, ya que nos permitió comprender en vivo la dinámica y posibilidades de apropiación y expansión que tiene el Museo desde el área de producción, así como identificar este componente en un museo como un espacio para generar procesos y aportar al dinamismo y transformación de la memoria.

La vinculación entre el Museo y la ciudadanía a través de los lenguajes artísticos -como el cine- y culturales -como los turbantes-, reafirman la potencia de las formas de representación y enunciación de la memoria con lenguajes más cercanos a la experiencia propia, rompiendo las distancias que en algunos espacios genera el ejercicio contemplativo o conceptual.

¿De qué trata su proyecto y las actividades que realizan con la comunidad?
Actualmente el área de programación de la Dirección del Museo de la Memoria del CNMH tiene como objetivo fundamental ser plataforma para el acompañamiento, asesoría y visibilización de diversos procesos de iniciativas artísticas y culturales de memoria histórica y construcción de paz, con víctimas, organizaciones sociales y sociedad civil en el territorio nacional en interés de una apropiación social de la memoria, promoción de la cultura democrática para la no repetición y la visibilización del proyecto MNM las ciudades de Cali, Medellín y Bogotá.

En estas ciudades estamos armando a nivel local agendas artísticas y culturales  conjuntas de memoria histórica, acercándonos a procesos más periféricos de las ciudades y vinculando a la ciudadanía general a estas acciones.  La búsqueda de alianzas con otras entidades, ha permitido visibilizar y colocar en la agenda pública el tema de la memoria histórica como uno de los puntos de convergencia, acercando además a los territorios  más rurales a estos centros capitales a partir de la producción artística desarrollado en sus procesos autónomos de memoria.  Acompañamos conmemoraciones, acciones artísticas, fechas emblemáticas, festival de teatro, acciones performáticas, exposiciones, entre otros, procurando además activaciones pedagógicas de los eventos que organizamos.  Este año estamos en balance del trabajo del CNMH  aportando con los procesos, sistematizaciones, metodologías construidas participativamente desde los lenguajes artísticos y su relacionamiento con el proyecto del MNM.

Cabe recordar que esta última visita es parte del acuerdo de cooperación ha prestado asistencia técnica a Colombia en la creación de su Museo Nacional de Memoria, las cual ha realizado experiencias con anterioridad acá en Chile como en Colombia.

Otros contenidos que podrían ser de tu interés